Breve descripción de la actuación

El proyecto parte de la necesidad de promocionar la educación de la mujer africana, célula fundamental de la sociedad y garantía de futuro para el continente africano. Como el empeño es difícil, dado que la situación de la mujer deja mucho que desear, togoparticularmente en el mundo rural, se ve necesario garantizar la formación de grupos de mujeres jóvenes, cubriendo todo su ciclo escolar, de tal manera que al terminar no solo valoren la autoestima que les permite la conclusión de sus estudios, sino la capacitación en valores y la base profesional para que puedan enfrentarse a su futuro laboral.

El Centro de San Francisco de Asís (hogar de jóvenes situado al Norte de Togo) en la prefectura de Doufelgou en un pueblo llamado Niamtougou, con una población sobre todo agrícola, y campesina, que no facilita la escolarización en general y en particular la de las niñas.

Según la tradición y la mentalidad general, las niñas no deben ir a la escuela, porque es una pérdida para su familia, ya que le toca casarse en otra familia. La niña, por lo tanto, está hecha para las tareas del campo y para ayudar a criar a sus hermanos. Es una mentalidad muy arcaica que no ayuda a la emancipación de la mujer.

El Centro intenta modificar estas prácticas y dar una oportunidad a las jóvenes, que son el porvenir de la nación y del continente africano.

Es así, que al inicio del año escolar 2003 – 2004, el centro abrió sus puertas a una primera promoción para promover su escolarización y favorecer la plenitud de las jóvenes y también para luchar contra el absentismo escolar y así responder a las preocupaciones de los padres de algunas jóvenes, que en razón de la distancia, no podían acceder a los establecimientos educativos, y querían encontrar un marco de estudio propicio para sus hijas.

El centro va mejorando progresivamente su infraestructura, pero aún queda mucho por hacer como, por ejemplo, un comedor, pues las niñas comen sin orden, en el patio o en la cocina, por separado.

Esta sala será el lugar de encuentro y para compartir, para vivir juntas, y sobre todo para respetar las reglas de higiene y las cuestiones de disciplina para el seguimiento de las jóvenes.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s